abril 18, 2024

Yamena. – Individuos armados secuestraron el pasado viernes a dos médicos, un mexicano y una polaca, en el sur de Chad, pero fueron liberados en medio de intensas operaciones de rescate del Ejército que dejaron al menos diecisiete secuestradores muertos, confirmaron hoy a EFE las Fuerzas Armadas chadianas.
«El mexicano consiguió escapar el mismo día de su secuestro en medio de un combate entre el Ejército chadiano y los secuestradores, que abandonaron a su rehén en su fuga», afirmó a EFE el comandante en jefe de la operación de rescate, Saleh Mohamed.
Los raptores irrumpieron en un hospital católico de la localidad de Dono Manga, que pertenece a la provincia sureña de Tandjilé, donde trabajaban los dos
médicos.
Las autoridades chadianas identificaron al médico mexicano como Juan Carlos Salgado, de 54 años, mientras que la doctora polaca, de 28 años, se llama Aleksandra Kuligowska.
El Ejército logró rescatar a Kuligowska en una operación efectuada el pasado martes.
«El ataque lanzado permitió neutralizar a los secuestradores y liberar a la doctora Aleksandra», explicó la fuente, al precisar que las Fuerzas Armadas han evacuado a los dos rehenes a Yamena, la capital, para que reciban atención médica.
«El Ejército quiso luchar contra los secuestradores y estallaron nuevos enfrentamientos entre ambos bandos a primera hora de este jueves. En total hubo diecisiete muertos, incluidos quince atacantes de la vecina República Centroafricana», agregó Mohamed.
Por su parte, el ministro chadiano de Seguridad, Mahamat Charfadine Margui, declaró a EFE que «se harán esfuerzos para garantizar la seguridad de los residentes» en la zona.
Los secuestros realizados por hombres armados son un fenómeno común en el sur de Chad, una región fronteriza con Camerún y la República Centroafricana.
A menudo, los atacantes asaltan de noche pueblos y ciudades, antes de llevar a sus víctimas a los países vecinos para exigir desde allí un rescate a cambio de dinero.
En el país existen, además, alrededor de una veintena de grupos rebeldes que dicen luchar contra las autoridades del país.
En abril de 2021, el presidente Idriss Déby Itno, que dirigía Chad con mano de hierro desde 1991, murió durante enfrentamientos entre el Ejército chadiano y el grupo rebelde Frente para la Alternancia y la Concordia Nacional en Chad (FACT, en francés).
Tomó el poder su hijo de 39 años, el general Mahamat Idriss Déby Itno, quien anuló la Constitución y disolvió el Gobierno y el Parlamento.
El país está inmerso en un proceso de transición para la restauración de la democracia y la vuelta a un gobierno civil, después de la aprobación de una nueva Constitución el pasado diciembre y el nombramiento como primer ministro del hasta ahora líder de la oposición, Succès Masra.