abril 16, 2024

Ciudad de México. – El gobierno federal ha confiscado cerca de 50 mil armas de contrabando durante el sexenio, el 70% de ellas de Estados Unidos y la mitad de estas provenientes de Texas, afirmó el presidente Andrés Manuel López Obrador.
«Hemos decomisado en lo que va del sexenio casi 50 mil armas. ¿Y saben la mitad de dónde proviene? El 70% de Estados Unidos, pero de ese 70%, la mitad de Texas», afirmó el mandatario este miércoles en su conferencia matutina.
De esta forma, exigió una explicación al gobernador de Texas, el republicano Greg Abbott, con quien ha chocado por sus políticas antiinmigrantes, como la instalación de boyas en el fronterizo río Bravo y el cerco de púas que ha provocado la muerte de migrantes.
«¿Qué me responde a esto el gobernador de Texas? La mitad de todas las armas que entran de Estados Unidos a México provienen de Texas”, remarcó el tabasqueño.
TENSIONES CON LOS GRINGOS
Detener el tráfico de armas de Estados Unidos a México ha sido uno de los principales reclamos del gobierno de López Obrador, que en agosto de 2021 demandó a 11 empresas estadounidenses que fabrican y venden armas, a las que acusa de negligencia por facilitar que caigan en manos de criminales de nuestro país.
La canciller, Alicia Bárcena Ibarra, afirmó en enero pasado que en una reunión con funcionarios en Washington advirtieron sobre la presencia en México de armas de uso exclusivo del Ejército de Estados Unidos, aunque el embajador gringo, Ken Salazar, negó que fuesen propiedad de las Fuerzas Armadas.
La tensión entre Estados Unidos y México se ha elevado porque, además del creciente tráfico de fentanilo y los niveles récord de migración, las elecciones presidenciales de ambos países coinciden este 2024.
López Obrador reiteró ahora su reclamo tras criticar a los políticos estadounidenses por proponer cerrar la frontera común si crece la migración irregular y por sugerir que designarán como terroristas a los cárteles mexicanos para usar al Ejército para combatirlos.
“Esas baladronadas de amenazar y que van a intervenir y que van a tomar medidas unilaterales, no hay que tomarlas muy en serio porque es, insisto, temporada de elecciones”, manifestó.