julio 19, 2024

CIUDAD DE MÉXICO, 29ENERO2024.- Andrés Manuel López Obrador, Presidente de México, habló sobre el caso de las filtración de los datos personales de más de 300 periodistas que acuden a la mañanera, en donde aseguro que se trató de un hackeo, además afirmo que sus hijos no son corruptos en referencia unos reportajes que saco Loret de Mola, en los cuales afirma que han beneficiado a amigos con contratos públicos. FOTO: MOISÉS PABLO/CUARTOSCURO.COM

Ciudad de México. – Después que Luis Donaldo Colosio Riojas, alcalde de Monterrey, pidió al gobierno federal que se indulte a Mario Aburto, asesino confeso de su padre Luis Donaldo Colosio Murrieta, el presidente Andrés Manuel López Obrador sentenció que no procederá a cumplir la petición del político de Movimiento Ciudadano.
“No puedo hacerlo, sé que no quiere ni sus familiares saber nada de esto que fue horrible, pero se trata de un asunto de Estado y que quiero, que a lo que a mí corresponde, que no se deje de investigar, pero no voy a dar carpetazo a un asunto así», manifestó el mandatario en su mañanera en Palacio Nacional.
Colosio Riojas dijo que tiene que asegurarse la compasión de López Obrador para que su familia y México puedan sanar.
Fue ayer cuando reporteros lo cuestionaron sobre la intención de la Fiscalía General de la República (FGR) de revivir el caso, a lo que el munícipe de Movimiento Ciudadano señaló que tiene que buscarse otro tipo de justicia, porque el sistema mexicano quedó mucho a deber.
Ayer la FGR dio a conocer que hay un segundo implicado en el homicidio del priista y que se trata de un sujeto llamado Jorge Antonio «S», agente del extinto Cisen habría sido liberado por el posible encubrimiento de Genaro García Luna, quien en ese entonces era subdirector operativo de dicho organismo.
Colosio Murrieta fue ejecutado el 23 de marzo de 1994 en la localidad de Lomas Taurinas, Tijuana, cuando había realizado un mitin de campaña rumbo a las elecciones presidenciales de julio de ese año.